El truco del vestido negro (y con promo)

Sobre el vestido negro y el fondo de armario existen millones de teorías. La realidad es que a la mayoría de las mujeres nos encantaría tener uno pero no encontramos el que nos gusta. Así que ahora que se acercan las fiestas y es de lo más socorrido que hay, os dejo alguna idea de vestido negro para mujeres de verdad. De las que tenemos cositas que disimular. Las propuestas que os propongo son de Asos (que por cierto, si usáis alguno de los códigos promocionales de Cupones Mágicos os saldrán mejor de precio). Si os gustan, os recomiendo que aprovechéis los descuentos de los Cupones Mágicos, que para Asos tenéis aquí.

Que el negro lo tapa todo, no es exactamente cierto. Aunque tiene parte de razón. Los colores oscuros son los más agradecidos con las siluetas. Las definen y las perfilan. Aquí, ideas:

  • Si tienes barriguita, los brazos no son tu fuerte o te falta cintura: un vestido de manga midi, con un falso nudo delantero. Las arrugas disimulan la tripa (recordad: la faja es amiga) y ayuda a contornear una cintura en el caso de que falte. Con la manga midi, estilizamos la silueta.
  • Si estás en el grupo de las gorditas, no tienes por qué quedarte en los vestidos de corte túnica y ya. Elige alguno con manga, para disimular el brazo, con algún detalle diferente. También puede que ese detalle esté en el escote (en forma de pedería, por ejemplo). Intenta que el vestido tenga alguna pinza para si bien no quedar pegado al cuerpo, defina de algún modo la silueta.

Hay otras recomendaciones como que los escotes pico alargan la figura por lo que a las bajitas les van a favorecer. O que las jovenzuelas no se queden en el vestido clásico y apuesten por tejidos diferentes como el terciopelo o las plumas.

Y si nunca fuiste de vestido… enhorabuena. Elige un mono negro. La función será la misma y no tienes por qué renunciar a no enseñar las piernas.

Seguid tan guapas.

No se te ocurra: ojito, ojito a las medias. Transparentes con vestido negro, never. O tupidas o con los deniers bajos. Pero no transparentes.

Los zapatos tienen un protagonismo tremendo. No valen los que usas cada día para ir a trabajar. Tienes que elegir unos bonitos, adecuados. Lo cual no significa increíble tacón. Son bienvenidos los planos, los tacones midi, las bailarinas de tacón cuadrado… siempre y cuando tengan algún detalle que los convierte en especiales.

Atención al largo del vestido. Con el aumento de los años, también aumenta el largo de la falda. Eso sí, salvo excepciones por gusto y moda, lo correcto es que no baje más allá de media rodilla. Es lo que más favorece.

Si estás en el grupo de las gorditas, ojo al escote. Exhuberancia no tiene que ver con exhibición. Suerte que tienes de lucir una buena talla. Pero no lo chabacanices.

* Gracias a un correo electrónico he podido conocer Cupones Mágicos. Os lo recomiendo. Allí se pueden encontrar cupones
de descuento y códigos promocionales de mcuhas tiendas: Zalando, Asos,
La Redoute, Mark and Spencer, etc. Es una idea genial para todas las que
compráis online (ya sabéis que soy fan de la venta online y que la apoyo totalmente). Antes de comprar, sólo tenéis que pasar por su web y revisar si
tienen cupones para la tienda que más os guste. Son muy sencillos
de utilizar: tan sólo hay que copiar el código y pegarlo al final de la compra.

Sigue mi día a día en Twitter. Ésta es mi página de Facebook. Búscame en Instagram como @elestilario. O sígueme en Bloglovin.


¿Conoces “No llores patito”? Echa un vistazo a las propuestas que María y yo tenemos para mamás y bebés con estilo.

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp
SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM DE EL ESTILARIO

Privilegio Estilario

Privilegio Estilario es la suscripción Premium para acceder a contenido exclusivo de El Estilario y formar parte de un área privada y especial en la que solo tú eres la protagonista.

Material 100% exclusivo y preferente.