Qué mono

Sin duda, la prenda estrella de la temporada es el mono. Asomaba el pasado verano, pero este año resulta más que sencillo hacerse con uno. Los hay para todos los gustos, situaciones y de todo tipo de cortes y tejidos. Por lo que el sentido común lo vamos a tener que poner nosotros.

Para una de las muchas tardes de paseo o incluso como estilismo a incorporar en una maleta de viaje, el mono short es una opción apetecible y muy socorrida. Nos ofrece la comodidad de que al ser de una sola pieza, no tenemos que combinarlo con otras prendas superiores o inferiores y además con la ventaja de que es un pantalón (frente a la otra alternativa de comodidad, que es el vestido).

El mono short ideal ha de tener un punto camisero. Es una prenda informal que requiere este tipo de cortes, además de tejidos de algodón, denim o similares. Los estampados estrella son en vichy; y los colores, preferiblemente en la gama de los pastel. Lo combinamos con un cinturón y un borsalino con cinta de color, y un bolso como éste de Stella McCartney. Si hace fresquito, me abrigo con un cardigan largo de punto fino.

El estilismo es más que sencillo y muy apropiado para auténticas maniacas del calzado, ya que nos permite variar infinitamente en cuanto a las posibilidades de combinación. Por ejemplo:

  • Con unas alpargatas de cuña de esparto, como el modelo Dara en azul y blanco de Castañer.
  • Con una sandalia plana en T y un bolso de rafia con un pañuelo anudado en una de sus asas.
  • Con una sandalia estilo romana hasta el tobillo. Estupendas en Uterqüe.
  • Con unas botas estilo Frye o con aire motero. Este rollo le va estupendamente al mono short. Incluir pequeños detalles para radicalizarlo le viene perfecto.
  • Con unos zapatos planos de cordones en cualquiera de sus variantes. Entonces elegiré un bolso como los de Marni, para llevar preferentemente al codo.

Así de monas para pasar el día, la tarde, sin preocuparnos en si acabamos haciendo picnic en un parque o comiendo en una terraza maravillosamente. El mono puede con todo.

Seguid tan guapas.

No se te ocurra: un mono short en tejidos como éste (y en general, un mono short) no es una prenda para partir la pana en la noche. Déjalo para estilismos de día más informales.
Con botas por la rodilla, de punta afilada y tacón mega fino. Y si también tienen tachuelas ya no puedo decir nada. Básicamente porque me habré muerto del susto.
En general con taconazo estilo peep toe o similar. Si quieres llevar tacones, mejor unas cuñas o el esparto.
Con un trench. Si llueve y te apetecía ponértelo no hagas experimentos extraños. Coge otra cosa y listo. Y si tienes frío, mejor con una cazadora de piel.
Elegirlo de tejido de algodón estilo camiseta de ídem. Si lo quieres en este tejido, entonces cógelo largo, nunca short.
Si tienes mucha celulitis no lo elijas demasiado corto, que te hará un flaco favor. Bueno, en realidad todo lo contrario de flaco…
Si tienes las piernas cortas, póntelo con cuñas. Nunca con zapato de cordones.
Si tienes las piernas largas, explótalas con calzado plano. Cuidado con los tacones, puede exagerar el efecto óptico de tus piernas, sobre todo si éstas son muy delgadas.

Lo encontrarás en: las sandalias son de Zara. El mono, de Pink Soda.

Edito: auqnue con un poquito de retraso, todas las dudas de esta entrada y de esta otra, las he respondido aquí. Más vale tarde… no? Besísimos.

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp
SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM DE EL ESTILARIO

Privilegio Estilario

Privilegio Estilario es la suscripción Premium para acceder a contenido exclusivo de El Estilario y formar parte de un área privada y especial en la que solo tú eres la protagonista.

Material 100% exclusivo y preferente.