6 looks low cost de invitada de boda

Seguimos con los post de eventos. En este caso, obedeciendo a una de vuestras sugerencias: ideas de invitada de boda pero en modo low cost (prometo también la versión de ropita buena). Así que aquí os dejo 6 looks para ser la invitada guapa que además se siente bien y a tope con su estilo y sin arruinarse para los restos.

  1. Este mono mostaza palazzo se sale un pelín del concepto low cost pero es tan especial como accesible. El escote bañera, las mangas y esa pata acampanada para llevar con unas sandalias, pide una cartera de mano estampada en rollo tribal y un echarpe enorme, rollo mantón, por si refresca. Pelo recogido y ropa interior de la buena. Lo tienes aquí.
  2. Un vestido tipo bata. De los que se cruzan en el cuerpo, un wrap-dress. Un largo midi, asimétrico, acabado con volantes… muy muy favorecedor y aprovechable cuando se pasen las bodas. Prueba a llevarlo con sandalias de las que se anudan un poco más arriba del tobillo y una bombonera pequeñita de aire vintage. Es de aquí.
  3. Un vestido entubado. Si tu cuerpo lo permite, aprovecha y luce un vestido entalladito. Con el largo midi te da un aire más festivo. Combínalo con las sandalias minimal que hay tanto esta temporada y juega con un peinado despeinado y un maquillaje natural de piel jugosa y muy iluminada. Si hace fresco, una sencilla americana o mi preferido: una chaqueta de punto finita. Lo tienes aquí.  
  4. Un mono culotte. De largo midi y pata ancha. Para las que no quieren verse tan arregladas también hay opciones chic (incluso en dos piezas). Si los tacones no son lo tuyo, unos mules de kitten heel, le quedarán perfectos. Aquí.
  5. Un vestido de aire romántico. Cerrado, entallado y maravilloso con unos simples salones y una diadema de red en el pelo. Disponible aquí. 
  6. Un mono de lunares. Tanto para llevar de día como de noche. De día ponle una pamela sencilla, como un sombrero grande sin demasiado adorno. De noche, un turbante. Lo tienes aquí.

No se te ocurra: llevar tus carnes sin recoger. Recuerda que a mí tu peso me da absolutamente igual. Que quiero mujeres bonitas. Así que si la piel de naranja se empeña en que no te pongas ese vestido que te encanta, te plantas una faja y tan feliz.

Ojo a las medias. Si no te apeas de las de cristal, que sean así, DE CRISTAL. Que se noten lo mínimo posible, por favor.

Pamela con vestido largo, never. Puede tener un pase si el vestido es como muy informal, si es para un evento en plan qué sol hace, la pamela es un sombrero… pero si hablamos de bodas: a mediodía no se va de largo y las pamelas solo se ponen a mediodía. Ergo, blanco y en botella.

El mundo del tocado ha evolucionado tanto que me da incluso pelín pereza. Cuanto más sencillo sea, más me gusta.

Low cost no es cutrerío. No te cargues un look por unos zapatos de plastiquete o unos pendientes del latóncutrón.

Lo encontrarás en: todos los links en cada uno de los puntos.

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp
SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM DE EL ESTILARIO

Privilegio Estilario

Privilegio Estilario es la suscripción Premium para acceder a contenido exclusivo de El Estilario y formar parte de un área privada y especial en la que solo tú eres la protagonista.

Material 100% exclusivo y preferente.